Primera repatriación de gibraltareños retenidos en Marruecos por el confinamiento


Tras una operación planificada desde hace tiempo, 23 ciudadanos británicos han sido repatriados desde Marruecos a sus hogares en Gibraltar tras haber cruzado el Estrecho en la embarcación de la Policía Real de Gibraltar (Royal Gibraltar Police, RGP) Sir Adrian Johns y la embarcación de la Autoridad Portuaria (Port Authority) Admiral Rooke. Otros tres ciudadanos británicos también serán traídos de vuelta a Gibraltar para que pueda viajar a sus hogares en el Reino Unido y España.

Las 26 personas no habían podido salir de Marruecos después de que sus fronteras fuesen cerradas súbitamente el 12 de marzo. Este suceso sorprendió a varios jóvenes que estaban visitando a sus familias en Marruecos durante la Semana Santa y, de hecho, también separó a algunas familias de las que algunos miembros habían cruzado el Estrecho mientras que otras habían permanecido en Gibraltar. En la jornada de hoy, los 23 recibieron permiso para viajar puesto que se veían afectados por alguna cuestión de índole social o familiar. Ninguna de estas personas es de avanzada edad ni sufre problemas de salud conocidos. Otros 38 ciudadanos británicos permanecen aún en Marruecos, esperando la relajación de las estrictas medidas de confinamiento impuestas por el país. Algunas de las personas que todavía siguen en el país habían planeado inicialmente volar a Gibraltar en el servicio establecido desde Casablanca o Tánger pero, una vez más, estos vuelos fueron cancelados tras el inicio de la crisis desatada por el Covid-19.

La embajada británica en Rabat, el Gobierno de Gibraltar y su equipo de Contingencias Civiles (Civil Contingencies) han mantenido extensas negociaciones con el Ministerio del Interior marroquí. Estas negociaciones se han visto dificultadas por el hecho de que la ley marroquí considera a una persona como ciudadano marroquí si tienen un padre de Marruecos, incluso aunque ellos mismos nunca hayan vivido en el país. Por lo tanto, aunque varios de los 23 han vivido en Gibraltar toda su vida, siguen siendo considerados como personas de Doble Nacionalidad y, como tales, al encontrarse en Marruecos no tienen permiso para trasladarse más allá del supermercado más cercano, y por supuesto no pueden salir del país. Para poder traerles de vuelta a Gibraltar, el Ministerio de Exteriores británico y el Gobierno de Gibraltar han tenido que demostrar que cada una de las 23 personas tiene alguna situación especial de índole social o familiar.

El viernes por la mañana, las dos embarcaciones abandonaron Gibraltar a las 10:00 horas con rumbo al puerto de Tánger Med. Poco después del mediodía, las tripulaciones de la RGP y la Autoridad Portuaria, provistas de máscaras y guantes, dieron la bienvenida a bordo a los pasajeros. Las tripulaciones gibraltareñas no obtuvieron permiso para desembarcar pero, a medida que ayudaban a los pasajeros a subir a bordo, comprobaron la documentación de cada uno y les proporcionaron desinfectante de manos, mascarillas y guantes. Dado que el espacio en las embarcaciones era limitado, cada pasajero solo pudo transportar una única bolsa.

Tras cruzar el Estrecho con mar agitada, las dos embarcaciones atracaron en Waterport Wharf donde agentes de Aduanas (HM Customs) esperaban para inspeccionar la documentación de todos los pasajeros. En la siguiente fase del proceso, todos los pasajeros acudieron al puesto de Control de Infecciones, donde se comprobó su temperatura y se les tomaron muestras. Los 23 pasajeros deberán permanecer confinados durante dos semanas pero, felizmente, podrán hacerlo en sus hogares en el Peñón.

El responsable de Contingencias Civiles del Gobierno, Tito Danino, explicó que la operación comenzó a planificarse tan pronto como las fronteras de todo el mundo comenzaron a cerrase en el mes de marzo. Danino manifestó: “Hemos tenido a gibraltareños que se han encontrado atrapados en todo el mundo y hemos logrado ayudar a la mayoría de ellos a volver sus hogares.

El mayor grupo se encontraba en Marruecos y durante los primeros días conseguimos que algunos cruzasen desde Ceuta. Todavía quedaban 50 personas en Marruecos, bajo condiciones de confinamiento muy estrictas, que no permitían ningún tipo de traslado interno.

Ha sido un reto obtener los datos de contacto necesarios, números y ubicaciones de todas estas personas en diversas partes de Marruecos. Hemos apoyado sus necesidades de bienestar e incluso hemos enviado medicamentos a algunas personas que los requerían. Ali Douissi, de la asociación de la Comunidad Marroquí (Moroccan Community) ha sido una pieza clave en este proceso. Tras varias semanas de negociaciones entre el equipo de Contingencias Civiles, los representantes del Ministerio de Exteriores británico en el Gobierno de Gibraltar y la embajada británica en Rabat, hemos obtenido permiso para repatriar a estos 24 residentes.

Deseo expresar mi agradecimiento a los agentes del Gobierno de Gibraltar por su continuo apoyo y asistencia para hacer posible esta operación, a la embajada en Rabat por obtener los permisos finales y organizar un plan de viaje completo desde cuatro ciudades diferentes en Marruecos y a la Autoridad Portuaria de Gibraltar y la Policía Real de Gibraltar por ofrecer voluntariamente sus servicios para cruzar el Estrecho. También debo mencionar a la Agencia de Fronteras y Guardacostas (Borders and Coastguards Agency) y el Servicio de Aduanas (HM Customs) por encargarse de los trámites de inmigración y otras comprobaciones necesarias”.

El Comisario de Policía (Commissioner of Police), Ian McGrail, hizo hincapié en que la petición de asistencia es una de las múltiples que ha recibido la RGP durante la pandemia de Covid-19. Según manifestó, “Resulta evidente que el papel de la RGP en la comunidad se extiende más allá de la simple acción policial. Prestar apoyo a las acciones del Gobierno para salvaguardar los intereses de los ciudadanos británicos en el extranjero que no han sido capaces de volver a sus hogares está muy en línea con nuestros esfuerzos por prestar servicio a la comunidad en general”.

El Capitán del Puerto (Captain of the Port) de la Autoridad Portuaria de Gibraltar, Manolo Tirado, manifestó “Desde el principio ofrecimos al Gobierno nuestra embarcación Admiral Rooke para trasladarse a Tánger y asistir en la repatriación de estos ciudadanos británicos. Nos sentimos muy satisfechos de haber podido prestar ayuda en esta operación”.

Un portavoz del Gobierno de Gibraltar añadió, “Desde el comienzo de la crisis del Covid-19, el Gobierno ha colaborado estrechamente con la Secretaría de Contingencias Civiles (Civil Contingencies Secretariat), otros organismos de Gibraltar y nuestra red global de misiones diplomáticas y consulares británicas para lograr repatriar a gibraltareños que se hubiesen visto atrapados en diversas partes del mundo cuando las aerolíneas interrumpieron sus servicios regulares. En la mayoría de los casos, estas operaciones han incluido asegurar que pudiesen acceder a vuelos chárter y otros acuerdos alcanzados para ayudar a ciudadanos británicos a volver al Reino Unido, desde donde podrían trasladarse a Gibraltar. La repatriación de ciudadanos y residentes gibraltareños llevada a cabo hoy desde Marruecos ha sido el reto más complejo hasta ahora. Puesto que varios miembros del grupo tenían doble nacionalidad, se veían sujetos a restricciones de movimientos muy severas en Marruecos y el traslado con éxito realizado hoy ha requerido de varios días de minuciosa coordinación con nuestros homólogos en la embajada británica en Rabat. El equipo de la embajada ha obtenido permiso diplomático para que las embarcaciones de la RGP y la Autoridad Portuaria pudiesen atracar en el puerto de Tánger Med y también ha logrado obtener un permiso excepcional para que el grupo viajase hasta el puerto desde diferentes partes de Marruecos mediante transportes organizados para ellos por la embajada. Nos sentimos muy satisfechos de haber podido ayudar a reunir a familiares y seres queridos hoy en Gibraltar”.

La Ministra de Contingencias Civiles, Samantha Sacramento, ha manifestado su satisfacción ante este logro de Gibraltar y ha asegurado que la Oficina de Contingencias Civiles no ha escatimado ningún esfuerzo durante esta operación, “El alcance de la labor realizada por el Centro de Coordinación Estratégica (Strategic Coordination Centre) para asegurar nuestra seguridad en estos momentos es extraordinariamente amplio.

La Oficina ha estado negociando con varias entidades durante varias semanas para conseguir llevar a cabo con éxito la operación de repatriación de hoy. En particular, debo destacar la labor de Ernest Danino, que ha sido instrumental en el proceso y a quien estoy muy agradecida. También deseo expresar mi agradecimiento a la Policía Real de Gibraltar y la Autoridad Portuaria, así como a todos los agentes del Servicio de Aduanas y la Agencia de Fronteras y Guardacostas que han hecho posible esta operación”.

mayo 2020
L M X J V S D
« Abr    
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Archivos

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: